Cómo comprar acciones de Netflix desde Puerto Rico

Sobre esta compañía

Netflix es una compañía dedicada a la distribución de contenido audiovisual (series, películas, documentales, entre otros) vía streaming. No hay nadie en la actualidad que no conozca la existencia de la plataforma o que no haya escuchado sobre alguna de sus series.

Y es que Netflix es la número uno de todas las compañías de streaming principalmente porque es la más antigua. Aunque también contribuye mucho el hecho de que produce sus propias series y películas, algunas de las cuales han logrado un éxito rotundo como es el caso de La Casa de Papel.

Evolución de Netflix

La compañía fue fundada en el año 1997 en California y en el año 1998 inició su actividad con un servicio de alquiler de DVD por correo. En el año 2000, ya con una página web, Netflix inició su sistema de recomendación personalizado, basado en la puntuación de sus clientes.

No sería sino hasta el año 2007 cuando Netflix inicia su servicio de video bajo demanda tal como lo conocemos hoy en día. Sin embargo, al comienzo este servicio sólo estaba disponible en Estados Unidos y Canadá, ya en 2011 estaba disponible en el resto de América y toda Europa.

Pero fue en el año 2016 cuando dio el gran salto y comenzó a ofrecer su servicio en todo el mundo convirtiéndose así en la gran compañía que es en la actualidad.

Producciones propias

Ya mencionamos que Netflix produce sus propias series, películas, documentales y animaciones. La compañía inició con producciones propias en el año 2013 con el drama político Houses of Cards que fue ovacionado por la crítica en su momento. Y desde entonces las producciones originales de Netflix siempre han dado de qué hablar.

Entre sus producciones más famosas podemos mencionar:

  • Élite
  • La casa de Papel
  • Stranger Things
  • Castlevania
  • Narcos
  • Dark

Entre otras tantas que, aunque son series pensadas para un sector específico, han alcanzado popularidad entre sus usuarios en general.

Su futuro en la bolsa

La evolución de esta compañía de streaming, su capacidad de adaptarse a los nuevos tiempos y las nuevas tecnologías tienen un impacto positivo en la valorización de la empresa.

Es por ello que el precio de su acción ha pasado de 15$ en la oferta inicial a los precios que tenemos hoy en día.

Y al ser Netflix una empresa de tecnología, lo más normal es que su ascenso continúe, lo que convierte a esta compañía en una de las pocas que siempre hay que tener en cuenta.

Qué son las cripto

Seguro que sabes sobradamentequé son las criptomonedas, pero te lo recordamos: son una divisa digital que utiliza la criptografía para asegurar la veracidad de los intercambios y evitar o limitar la emisión de nuevas unidades.. La primera criptomoneda fue el Bitcoin, pero desde entonces se han creado infinidad de nuevos proyectos que incluyen variaciones respecto al modelo original.

Detrás del mundo cripto se esconde una gran complejidad, pero afortunadamente no tienes que saber mucho para invertir en criptomonedas a través de este broker. Tan solo debes ir a la pestaña Instrumentos, buscar las «Criptomonedas» y escoger la que quieras. Actualmente puedes encontrar estas:

  • Cardano
  • Synthetix Network Token
  • Compound
  • Polygon
  • Bitcoin Cash
  • Enjin Coin
  • Uniswap
  • Terra
  • Tether
  • Cosmos
  • Monero
  • Dogecoin
  • Chainlink
  • Bitcoin SV
  • Tron
  • Filecoin
  • Litecoin
  • Ripple
  • XTZ
  • PancakeSwap
  • Iota
  • Maker
  • Qtum
  • NEO
  • UMA
  • Elrond
  • Ethereum
  • Polkadot
  • Ethereum Classic
  • ThorChain
  • Chiliz
  • EOS
  • Yearn finance
  • Ontology
  • Bitcoin
  • Zcash
  • Dash
  • Theta
  • SushiSwap
  • Aave
  • Solana
  • Avalanche
  • 0x
  • Stellar
  • VeChain

También tienes fondos formados por diferentes criptomonedas, lo cual es una opción atractiva si quieres diversificar riesgos. Recuerda que las criptomonedas son productos de altísima volatilidad, y que debes tener especial cuidado al invertir en ellas.

¿Qué es un CFD?

Si ya te has registado en el broker, habrás visto que las siglas CFD aparecen recurrentemente. Ahora explicaremos qué son.

El CFD es un contrato mediante el que las dos partes (tú y el broker) aceptáis pagaros la diferencia entre el precio de entrada y el precio de salida del activo subyacente.

¿Abrumado por esto último? No sufras, vamos paso a paso:

¿Activo subyacente? No es más que el valor de la operación.

¿Cuál es el precio de entrada? El precio al que está la mercancía en el momento en que tú entras en la operación.

¿Y el de salida? El precio al que está Netflix cuando tú optes por «salirte».

Importante: como ves, en el precio de entrada no hemos usado la expresión «comprar» y en el precio de salida no hemos hablado de «vender». ¿Sabes por qué? Si lo sabes, es que ya conoces la magia de los CFDs que te permiten adoptar una posición corta o larga.

La gran ventaja de este broker es no solo que te permite apostar «a favor», sino que a través de los CFDs también puedes hacerlo «en contra». Un ejemplo: tú tienes la convicción de que Netflix va a bajar, así que lo normal es pensar «si va a depreciarse, simplemente no me meto y ya entraré cuando esté muy bajo». Pero si aciertas y Netflix realmente baja habrás perdido la oportunidad de ganar dinero.

Esta limitación se supera gracias a una práctica conocida como adoptar una posición corta. Su funcionamiento, contado de una forma didáctica, es este:

  • Te prestan 100 acciones de Netflix, valoradas en un total de 5000$ (son cifras completamente aleatorias)
  • Las vendes a su precio del momento, 5000$
  • El precio baja, tal y como sospechabas, y la unidad de Netflix pasa de 50$ a 30$
  • Vuelves a comprar las 100 unidades, solo que ahora cuestan 3000$
  • Devuelves las 100 unidades a quien te las prestó
  • ¡Te quedas los 2000$ de margen!

Esto contado así suena bastante más aparatoso de lo que son en realidad los CFD del broker: todo esto se puede resumir en que al invertir en Netflix tendrás disponible la pestaña de vender independientemente de que no tengas accionesNetflix.

Alguno se estará preguntando «¿estamos hablando de futuros?». Casi: los futuros son otro instrumento financiero que se parece bastante a los CFD, pero en mi opinión son bastante menos ventajosos.

Por si te interesa, aquí tienes las diferencias entre los CFD y los futuros:

  • Contraparte
    • Futuros: es otro inversor
    • CFDs: la contraparte es el broker (eToro). Dicho de otra forma: no «apuestas» contra otro individuo sino contra la banca
  • Fecha de vencimiento:
    • Futuros: tienen fecha de vencimiento. Al llegar esa fecha, deberás liquidar independientemente de que estés en pérdidas
    • CFDs: no hay fecha de vencimiento. Esto significa que puedes esperar a que tu posición remonte antes de salirte
  • Variedad:
    • Futuros: poca variedad
    • CFDs: mucha variedad, hay CFDs prácticamente de cualquier activo
  • Barrera de entrada:
    • Futuros: inversión mínima muy elevada
    • CFDs: inversión mínima bajísima
  • Costes y comisiones:
    • Futuros: al manejar cifras más altas, los costes suelen ser proporcionalmente menores
    • CFDs: lo contrario (sin llegar a ser demasiado elevados)
  • Apalancamiento:
    • Futuros: inexistente
    • CFDs: existente y accesible

¿Ya estás familiarizado con el apalancamiento (en inglés «leverage»)? Por si acaso, te lo resumo rápidamente: otra de las grandes ventajas de este sofisticado producto financiero es que te permite operar con cifras superiores a las que en realidad dispones. Es decir que si tienes 100$ y los metes con apalancamiento x2, la cifra que invertirás es de 200$.

¿A que suena a engaño? Pues no: el leverage te deja invertir más de lo que de verdad tienes.

El apalancamiento de este broker, explicado

Supongamos ahora que sabes que Netflix va a subir de precio, por tanto vas a «ponerte largo». Sin embargo solo tienes 1.000$ dólares para tu inversión. ¿Verdad que sería una pena no aprovechar la oportunidad de ganar más dinero?

Por supuesto, podrías ir a tu banco, pedir un préstamo, poner algo como aval, aguardar a que decidan, esperar a recibir el dinero, enviar el dinero al broker, confirmar que te llegó, y ahí ya invertir en acciones de Netflix.. Pero para entonces es probable que ya haga tiempo que tu predicción se confirmó y el precio de Netflix esté ya a un coste tan elevado que sería absurdo invertir.

A través del apalancamiento accederás fácilmente a esa liquidez que necesitas. Es como pedir dinero prestado, pero mucho más ventajoso: desde el propio broker puedes conseguir financiación para invertir más fondos de los que tienes. Simplemente a la hora de invertir verás las opciones que a continuación destacamos:

apalancamiento

Como puedes ver, en el caso de las criptomonedas el apalancamiento de broker es únicamente de x2.

Ten en cuenta que las criptomonedas son un activo en el que se suele invertir a medio-largo plazo, y sin embargo que el apalancamiento se usa sobre todo para operaciones intradía o a corto plazo. Dicho esto, voy a explicarte mejor cómo funciona eso del apalancamiento.

Si tú, para tu inversión de 1000$, optas por el apalancamiento x2, la cantidad que se invertirá será de 2*1000$, es decir de 2.000$. El broker te presta los 1.000$ restantes que te faltan para llegar a esa cifra.

Pongamos que ha pasado el tiempo y, efectivamente, acertaste: Netflix ha subido un 20% y esos 2.000$ se han convertido en 2400$, e inteligentemente decides vender.

Lo primero, obviamente, es que se te descuentan los 1k$ del leverage. De los 1.400$ restantes, 1000$ son tu inversión inicial, así que el beneficio neto son 400 USD.

Has puesto 1000$ y te llevas 400$ de beneficio, un beneficio del 40%. ¿Increíble, verdad?

¿Ah? ¿Que aún te estás preguntando dónde está el truco? El truco está en que el riesgo de salir perdiendo también aumenta. Si acertaste y el precio sube, ganarás más en menos tiempo; sin embargo, si la cotización oscila en la dirección opuesta también perderás más dinero en menos tiempo.

Es decir: si el precio baja un 10%, entonces no pierdes 10$, sino dos veces (el apalancamiento) esa cifra, 20$. Por eso para operar con apalancamiento es crucial conocer otros dos conceptos: el Take Profit y, sobre todo, el Stop Loss.

El Take Profit es la orden de venta que está por encima del precio de entrada: tú has comprado Netflix a 100$ y le pides al broker que en cuanto el precio llegue a 120$ cierre inmediatamente tu posición. Es muy útil para no verse cegado por la codicia: todos estaríamos encantados con un 20% de beneficio al hacer la inversión, pero al alcanzar ese 20% es probable que te plantees «¿y si esto no ha hecho más que empezar a subir?».

Aún más importante es el Stop Loss, sobre todo si hay apalancamiento de por medio: una pequeña bajada con leverage puede fulminar de un plumazo tus fondos.Si tienes que recordar algo de este tutorial que sea esto: es imprescindible marcar un Stop Loss menor del que te propone broker.

¡Ah! Insisto en que que el apalancamiento es un préstamo y como tal tienes que abonar un interés, que crecerá cuanto más tiempo tengas abierta la inversión apalancada. Es decir, que el apalancamiento no es muy aconsejable para inversiones a medio y largo plazo.

Estrategias para invertir

Hay muchas formas de operar con criptomonedasacciones: desde comprar para hacer hold a hacer day trading para beneficiarse de la volatilidad en la cotización.

Si eres novato en el mundo del trading, lo más recomendable siempre es invertir todo lo que puedas Bitcoin y aguantar todo el tiempo que puedas. Por supuesto, invierte solo el dinero que te puedas permitir perder, o en su defecto pon un Stop Loss que te asegure.

Cuando ya tengas más experiencia, ya podrás dar tus primeros pasos operaciones más avanzadas como usar el apalancamiento para la compraventa diaria, o entrar en corto.